sábado, 27 de abril de 2013

WhatsApp y medicina de familia

WhatsApp está revolucionando la comunicación, como anteriormente hizo el correo electrónico o más recientemente el SMS. Pero WhatsApp añade un plus por su gratuidad (casi), por su inmediatez, la facilidad para crear grupos de conversación en función de intereses, la posibilidad de enviar imágenes, etc. Requiere, eso sí, un teléfono inteligente y conexión a datos de internet.

Pero además WhatsApp puede revolucionar la comunicación clínica. Nos habían contado que en algún hospital madrileño los residentes de dermatología utilizan el WhatsApp para consultar dudas con sus adjuntos. Es fácil, simplemente se envía la foto y un resumen de la historia y en pocos segundos pueden tener una respuesta. 

En nuestro centro de salud venía funcionando un grupo de conversación informal de WhatsApp en el que se habla de lo que a cada uno se le ocurre, se envían fotos o información sobre temas de lo más diverso. 

Pero en los últimos meses se ha creado otro grupo, que hemos llamado, irónicamente,  el Mayo Calesas Clinic que es exclusivo para consultas clínicas entre los médicos del centro. Ahí consultamos casos, dudas radiológicas o ecográficas, lesiones cutáneas, electrocardiogramas, etc. En cada momento responde el que puede o quiere, desde casa o desde el centro. Resulta de enorme utilidad para la resolución de dudas y está aumentando la relación entre los compañeros y también con los residentes del centro, que tienen aquí un papel muy activo. 

Hoy queríamos compartir esta idea que consideramos muy recomendable.

Grupo WhatsApp del Mayo Calesas Clinic
Foto de Jose A Cortés

No hay comentarios:

Publicar un comentario