domingo, 17 de agosto de 2014

El gran Yersin

En estos tiempos del Ébola no está demás echar la vista atrás y recordar la historia de la lucha de la medicina contra las enfermedades infecciosas.

Los grandes cazadores de microbios, sobre todo a finales del siglo XIX y principios del XX consiguieron la identificación de las bacterias responsables de las grandes epidemias que habían diezmado a la humanidad durante milenios.

Y una de estas historias novelada es la que se narra en el libro Peste y Cólera que nos muestra la vida de Yersin, uno de los discípulos de Pasteur, que descubrió el causante de la peste y que desde entonces consiguió unir el nombre de esta bacteria al suyo: yersinia pestis.

                                        

Nunca recibió el Nobel como otros muchos de la escuela de Pasteur. Es por tanto un héroe medio olvidado. 

Rindamos tributo a su trabajo al menos con este recuerdo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario