domingo, 7 de septiembre de 2014

¡Es terrible!

Terribilizar los acontecimientos cotidianos produce un sufrimiento innecesario. 

Profundizan en ello varios psicólogos en libros de autoayuda que han sido superventas en los últimos años. Pequeñas pérdidas en nuestra vida diaria, las convertimos en grandes tragedias que nos envuelven muchas veces en ansiedad y tristeza inexplicables para otros.




Por ejemplo: ¿Pasa algo cuando perdemos un tren? Pues sí pueden ocurrir cosas maravillosas... Échale un vistazo al video.

No hay comentarios:

Publicar un comentario